Las Kinvara 9 de Saucony no son un lanzamiento más en el mercado argentino, implican la llegada oficial de la marca al país y la expectativa que genera que una firma legendaria del mundo del running finalmente pueda ser accesible a gran escala.

El modelo

Cuando hablamos de este modelo, nos estamos refiriendo a una insignia de la marca, un calzado que ha sido premiado como zapatilla del año por publicaciones como Runners World y que se puede comparar con otras líneas de otros fabricantes que ya son considerados clásicos por la cantidad de adeptos que tienen y por la expectativa que generan cada vez que se presenta un modelo nuevo (en esta categoría incluimos a las Pegasus de Nike y a las Nimbus de Asics).

¿Cómo logra una zapatilla posicionarse de esta forma? Por un factor clave: la versatilidad que les da a quienes la usan, se trata de una zapatilla mixta, con características que la hacen formar parte de la familia del natural running, que pueden ser utilizadas por un corredor experimentado o puede ser la primer zapatilla de alguien que empieza a convertir este deporte de una actividad complementaria a su principal interés.

Donas y café

En el año 2018 las Kinvara no sólo llamaron la atención por su  desempeño en las carreras y entrenamientos, sino que con motivo del maratón de Boston lanzaron una edición especial inspirada en Dunkin Donuts. Una de las alianzas más llamativas que hemos visto en el último tiempo: una empresa que realiza productos orientado a la performance se une con una cadena que vende café y donas para hacer una zapatilla única, para una de las carreras más emblemáticas del mundo. Las dos compañías son originarias de la ciudad de Boston y el motivo que las llevó a unirse fue el amor del runners por el café y los desayunos calóricos; este diseño fue un éxito de ventas, se agotó rápidamente y hoy tiene un valor de reventa de 360 dólares.

La review

Para empezar con el análisis de la media suela debemos afirmar que a diferencia de otros modelos de la marca (como las Liberty ISO) aún no han adoptado completamente el material EVERUN (sólo lo tienen en la parte delantera), sino que siguen manteniendo un porcentaje de EVA+. Hay algo por aclarar: cuando vemos la zapatilla observaremos que la inscripción EVERUN se encuentra en el exterior en el medio del calzado, pero en realidad el material está entre la plantilla y la planta de la zapatilla. 

Este mix de materiales logra una combinación única que le da una excelente transición, que con el correr de los kilómetros nuestra pisada no llega a sentir el desgaste y se acomodan bien tanto para pasadas cortas como para corridas más prolongadas. La línea Kinvara en general y este modelo en particular tienen por un lado un diseño que las hace parecer rodadoras y veloces, pero que en la prácticas sirven con la misma efectividad para ritmos más lentos y entrenamientos progresivos.

La suela es el otro factor clave para garantizar que se puedan usar en distintas circunstancias, aquí se siguen utilizando dos materiales clásicos de la marca como el IBR+ (en el modelo que nosotros utilizamos son las flechas de un amarillo claro) para un mejor agarre en puntos claves (puntos de apoyo de la parte delantera del pie y en el talón), y el XT-900 (en los otros puntos donde se apoya), el resto deja al descubierto el EVA que acompaña la zona ya mencionada. El dibujo es clásico de calle, en el cual veremos tacos que sobresalen con formas de flecha, con una estabilidad y estabilidad en asfalto es realmente bueno y en la época lluviosa en la cual hemos realizado las pruebas, el agarre resultó excelente. No están pensadas para usar en caminos de tierra blandos o resbalosos, es sin dudas en el asfalto donde mejor rinden.

El upper es de una tela superflexible y respirable, en el caso de quienes tengan dedos anchos aquí no encontrarán ninguna incomodidad porque se adaptan de manera natural y no se ejerce ninguna presión extra en esta zona. La lengüeta esta separada, pero tiene una agarre en la zona media para un mejor enganche de los cordones, que recubre toda la parte delantera del pie con una tela super fina, esto al principio parecerá extraño, pero con el correr del uso se incorpora como algo natural. La recomendación que damos es utilizar unas medias no muy gruesas para evitar incomodidad. El talón tienen una zona de cobertura baja y rígida, con buen agarre y un recubrimiento acolchonado interno que recubre toda la zona, y en el exterior vamos a encontrar una pequeña tira reflectiva para poder usarlas de noche. En ningún momento, mientras realizábamos las pruebas sentimos que la zapatilla se podía salir o el pié se podía mover de forma inesperada.

En lo que hace a los datos duros, el peso para un talle 42 es de tan sólo 218 gramos, algo que para la capacidad de respuesta que tiene es de lo más ligero que hay en el mercado, y el drop es de 4mm.

Cosas que nos gustaron

  • Rendimiento y versatilidad
  • Amortiguación
  • Comodidad del upper

Cosas para mejorar

  • Refuerzo de la suela
  • Apoyo del talón

¿Para quiénes son las Saucony Kinvara 9? Son zapatillas super versátiles, que tendrán un excelente rendimiento para quienes estén comenzando a entrenar de manera más regular y en busca de mejorar sus tiempos. Pueden servir como la primer zapatilla para quienes hacen la transición de correr en la cinta de un gimnasio a correr en la calle y pueden mantener la respuesta por más de 800 kilómetros sin perder performance.

Disponibles en saucony.com.ar a un precio de $2.889

Por Juan De Lellis, especialista en calzado y tecnología.

¿Qué te pareció esta nota? Dejanos tu comentario