El neozelandés Terenzo Bozzone y la norteamericana Alicia Kaye se impusieron en el IRONMAN 70.3 Bariloche 2018, en medio de una gran concurrencia y emoción del público local, con marcas de 3 horas, 58 minutos y 57 segundos y 4 horas, 42 segundos y 33 segundos, respectivamente.

Bozzone tuvo una carrera progresiva, con un tramo final a pura velocidad, en la que impuso su potencia. El campeón mundial del 2008 tuvo la particularidad de haber ganado el Ironman de su país el fin de semana y viajar 30 horas para competir en la Argentina. “La primera parte fue muy difícil y pensé que el running se me iba a hacer más fácil pero no fue así. Me llenó el corazón el aliento de la gente en el trazado”, resaltó Bozzone, al llegar al Centro Cívico. Y añadió: “Es mi primera vez en Argentina y Bariloche es muy parecido a mi país y la gente muy cariñosa, muy amigable”. 

En segundo lugar finalizó el brasilero Igor Amorelli, que corrió con el apoyo del público argentino dada la frecuencia con la que suele competir en el país, y el norteamericano Kennett Peterson, que cruzó la meta con el último esfuerzo y extenuado, al defender su lugar en el podio, tras un sprint final de su compatriota Tj Tollakson, que arribó solamente 17 segundos más tarde. Al respecto de la prueba, Amorelli contó: “Me gusta mucho competir en la Argentina y estoy fascinado por el circuito que presentó Bariloche. Nunca había estado aquí y me ha encantado. Fue una carrera muy dura, pero por suerte me pudo ir bien”. Amorelli registró 4h02m36a, Peterson 4h04m12s y Tollakson realizó el circuito en 4h04m29s.

El quinto y sexto lugar fue para dos argentinos: Mario De Elías y el olímpico Daniel Fontana (nacionalizado italiano), con marcas de 4h09m07s y 4h18m33s. Los dos triatletas cruzaron la meta en medio de la ovación local. “Quedé muy contento con mi performance. No quería guardarme nada, pero sabía que era muy dura. Di lo mejor de mi y creo que es una carrera que debe quedarse. Soy de Río Negro y tener este evento en esta ciudad es algo maravilloso. Hay que entrenar duro para competir aquí, pero cada segundo vale oro, hay paisajes inimaginables”, precisó De Elías. En tanto, el primer barilochense en cruzar la meta fue Guillermo García, con un crono de 4h31m19s, en uno de los momentos más esperados de la tarde.

Entre las damas, la ganadora fue Alicia Kaye, escoltada por la brasilera Pamela Oliveira (4h43m29s) y Dede Griesbauer (USA), que tuvo un tiempo de 4h45m49s.

En el cuarto puesto llegó la argentina Romina Palacio Balena (4h52m58s), que tras cruzar la meta no pudo contener las lágrimas de la emoción y precisó: “Estoy muy emocionada. Fue una carrera muy dura, pero di lo mejor de mi misma. Estuve entrenando durante una semana en Bariloche y sabía que sería una prueba con un circuito complejo, pero muy lindo”.

 

 

 

 

 

¿Qué te pareció esta nota? Dejanos tu comentario